Láser Co2 en estética vaginal

La cirugía estética vaginal se está convirtiendo en una de las más demandadas entre las mujeres de todo el mundo, a causa de la concienciación que, de forma imparable, se está dando a todos los niveles. Con ella, miles de mujeres están consiguiendo recuperar su confianza y autoestima y tratamientos como el rejuvenecimiento vaginal están respondiendo a esta creciente inquietud, solucionando los problemas que la edad o los partos naturales pueden producir en la anatomía femenina.

A esto se añaden inconvenientes como la pérdida de tono muscular, ensanchamiento, reducción del placer sexual e inseguridad, para todos estos problemas se puede incorporar la técnica del láser Co2, un tratamiento novedoso que tensa los músculos y corrige eventuales defectos, como eliminar exceso de tejido y mucosa.

El objetivo del procedimiento conocido como rejuvenecimiento vaginal, es eliminar el tejido y la mucosa vaginal en exceso, y fortalecer los músculos perineales para recobrar la firmeza en la zona.

Con un protocolo personalizado, se consigue mejorar la apariencia de la zona íntima, mejorar el control muscular, la sensación de placer durante las relaciones e incluso la incontinencia urinaria. La contracción del tejido vaginal, o tightening, por el tratamiento con láser Co2, mínimamente invasivo, se produce gracias a la interacción del láser con el tejido con efecto térmico.

El equipo combina potencia fotodérmica y delicadeza en un tratamiento realizado necesariamente por un especialista en ginecología, mejora las soluciones actuales disponibles en el mercado, a la vez que garantiza excelentes resultados. Permite ofrecer al paciente una solución que funciona, de una forma segura, sin dolor y fácil de aplicar.

Además, permite mejorar, mediante una breve intervención ambulatoria y en un 90% de los casos, la incontinencia urinaria, uno de los problemas más comunes a los que se enfrenta la mujer, y que afecta a un 28% de mujeres de 35 años y un 35% de las de 60 años.